Todos los Resultados Comentados de la Semana 14 en la NFL

Las tremendas victorias de los Eagles, Steelers y Jaguars son la punta de lanza de una jornada que ha dejado la puerta abierta a muchos equipos.

Muchos equipos, muchos, han tenido este fin de semana victorias de esas que les dejan con el gusanillo de estar a punto, a punto de meterse en playoffs pero con la sensación de que les pueden dejar con el caramelo en la boca. Por todas las esquinas de la NFL se pudo ver el mágico aroma de los partidos que pintan a postemporada. Jornadón.

Buffalo Bills 13 – Indianapolis Colts 7

El partido de la nieve. No se podía hacer ni un giro. Todo el encuentro fue una agonía buscando primeros downs y formas de no perder el balón. Decir que, a pesar de la victoria, los Bills cometieron un error garrafal en la prórroga al hacer un punt en cuarta y una en campo de los Colts; pudo costar toda la temporada, todas las aspiraciones que aún hay de playoff, y Sean McDermott debería responder ante ello.

New York Giants 10 – Dallas Cowboys 30

Dak Prescott se ha reivindicado estas últimas dos semanas, y ayer especialmente. Justo en el día en que en Nueva York celebraban el “retorno” de Eli Manning, y ahbía fiesta, y pancartas, y color… ná de ná.

Tampa Bay Buccaneers 21 – Detroit Lions 24

El clásico partido que ganan los Lions de esta era: como son mejores, se ponen por delante; como no son tan buenos, todo el mundo se les iguala y les obliga a esfuerzos mayúsculos en el último periodo; ante los equipos que van peor que ellos, se llevan la victoria in extremis. Repetir una y otra vez, y palmar con los buenos, hasta aburrirse.

Kansas City Chiefs 26 – Oakland Raiders 15

La defensa de los Raiders, ya es un hecho, es capaz de resucitar a cualquier muerto del juego de carrera. Verbi gracia, los Kansas City Chiefs. Tanto, tanto, que los Chiefs no se lo acabaron de creer y les dieron alguna opción de volver al partido. Muy pocas, la verdad. La temporada de Oakland es una catástrofe.

Houston Texans 16 – San Francisco 49ers 26

Dos titularidades para Jimmy Garoppolo y dos triunfos para los San Francisco 49ers. Más allá de si hay cierta dosis de casualidad ahí o de fuerza del calendario, la gran verdad es que el muchacho está jugando francamente bien y verle en el pocket da verdadero gusto.

Cleveland Browns 21 – Green Bay Packers 27

Cualquiera que siga la NFL en los últimos veinte años sabía que este partido lo acababan ganando los Packers y palmando los Browns. No importó los puntos que acumuló de ventaja el equipo de Cleveland, la sensación de que eran mejores, el paso del reloj. Dos errores graves, permitir un empate casi imposible y regalar el balón en la prórroga. Todo muy Browns. Todo muy Packers que, fíjate tú, siguen vivos en la pelea por los playoffs.

Cincinnati Bengals 7 – Chicago Bears 33

Repaso de manual de los Bears en Cincinnati. Tan duros son los encuentros entre los Bengals y los Steelers que siempre quedan cicatrices, y en Cincy las notan más que en Pittsburgh. La temporada de los de Marvin Lewis, y quien sabe si su etapa, se ha acabado y no hay más que ver aquí.

Carolina Panthers 31 – Minnesota Vikings 24

Precioso partido que decidió Cam Newton en una carrera genial. Es justo decir que hasta el arreón final de los Vikings el partido estuvo decantado para los de Carolina, así que no debió ser necesaria la heroicidad del quarterback de los Panthers. La victoria es esencial para todo el cuadro de playoffs de la NFC.

Los Angeles Chargers 30 – Washington Redskins 13

Como los Bengals, los Redskins han cerrado temporada. O así lo parece, al menos. La derrota ante los Cowboys fue demasiado dura en lo emocional. Y más si enfrente te aparece un bicho como estos Chargers que, me atrevo a decir, está jugando tan bien como cualquiera en la AFC, si saco a los Patriots de la ecuación.

Denver Broncos 23 – New York Jets 0

¡A buena horas, mangas verdes! Al fin un partido completo de los Denver Broncos que, obvio, no sirve para nada. La mala noticia del encuentro es la lesión de Josh McCown, una de la grandes historias del año.

Arizona Cardinals 12 – Tennessee Titans 7

Estoy harto de los Tennessee Titans. Creo que es el equipo 8-5 que menos me ha gustado de los que recuerdo en la NFL en todos mis años siguiendo la liga. No les faltaron oportunidades para poner este partido de su lado en los últimos instantes, y Marcus Mariota fracaso estrepitosamente en todos ellos. Esto no es un equipo digno de playoff.

Los Angeles Rams 35 – Philadelphia Eagles 43

Carson Wentz, claro. La lesión de Carson Wentz puede con cualquiera análisis de este monumental partido que, huelga decirlo, es dignísimo como candidato a final de la NFC, y mirad si es decir. Los Eagles son un equipón imponente que, aún cuando Nick Foles tomó los mandos, siguieron jugando a lo mismo que cuando estaba su titular a los mandos. ¿Por qué los Rams no corren más con Gurley?

Jacksonville Jaguars 30 – Seattle Seahawks 24

Es muy difícil tener peor perder que los Seattle Seahawks, que convirtieron el final de esta encuentro en un festival del macarrismo y la tontería. Los Jaguars fueron mucho mejores. Pero mucho, mucho. Algo que no refleja el marcador porque tuvieron dos clamorosos errores en secundaria en el último cuarto, nada más.

Pittsburgh Steelers 39 – Baltimore Ravens 38

¿Un nuevo Steelers – Ravens inolvidable? Un nuevo Steelers – Ravens inolvidable. La verdad es que, para mi gusto, las defensas fallaron en exceso, algo perdonable por las ausencias de Ryan Shazier y Jimmy Smith, uno por bando. Aún así, mal juego defensivo que dio lugar al toma y daca continuo de los ataques. Los Steelers, campeones de división. Los Ravens estarán en playoff, estimo.

Atlanta Falcons 20 – New Orleans Saints 17

Divertídisimo partido el del jueves que vio a dos inmensos quarterback, Matt Ryan y Drew Brees, cometer errores impropios de su nivel y que sirvió para que los Falcons sigan con todas sus opciones encima de la mesa. La lesión de Alvin Kamara, en el primer drive del duelo, fue clave.

  • Etiquetado en:

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.