Recuento de la Temporada 2017 de los Tampa Bay Buccaneers

No fue un gran año para los Bucs y muchos no esperábamos este resultado después de la temporada 2016 en que lucieron prometedores. Lo mejor es que ya se acabó el año y tienen mucho en que trabajar, además de un equipo talentoso de cara a lo que viene.

El mejor momento de los Buccaneers en 2017

Sin duda fue la victoria en la última semana contra los Saints. Es cierto que ya estaban eliminados y New Orleans estaba calificado, pero el valor radica en cerrar una fatídica temporada con algo de vergüenza ganando en casa contra un excelente equipo y rival divisional. Se vio un equipo diferente, una defensa concentrada y los equipos especiales en el juego.

El peor momento de los Buccaneers en 2017

Tuvieron varios y principalmente grandes desconcentraciones. No se pueden permitir exabruptos como los de Mike Evans o Jameis Winston. Ambos tuvieron problemas en el primer juego contra los Saints en la semana 9, incluso supendieron a Evans, jugador que estuvo muy desconcentrado durante la temporada.

El mismo Winston se fue contra un referee en el penúltimo partido después de su tercer fumble del juego. Más allá del bajo nivel de juego de la defensa y el mal año de Winston no se pueden permitir este tipo de actitudes que arruinan partidos y se ven muy mal para la organización. Hay que ser autocríticos y humildes y eso no se les vio.

La temporada 2017 de los Buccaneers se acabó cuando…

Pierden el primer partido de dos contra los Saints en la semana 9. No sé, tal vez ya estaban acabados, venían de derrotas devastadoras: primero los Cardinals donde Adrian Peterson los despedazó, después perdieron con los Bills, pero perder con los Panthers y luego los Saints fue lo que puso el clavo en el ataud.

Ese partido contra New Orleans tuvo de todo; ese speech sumamente bizarro de Wiston en el que se comía una W, después su equipo cometió todo tipo de errores en el partido, luego Winston provocó a Marshon Lattimore, se llevó un empujón y Evans fue a iniciar una trifulca con un empujón por la espalda. Lo único que se comieron ese día fue una paliza y una suspensión de Mike Evans.

2 estadísticas clave de la temporada 2017 de los Buccaneers

  • La peor defensa de la liga en yardas permitidas, 378 por juego, la peor defensa en producción de sacks de la liga, 22 totales. Incapaces de llegar al QB.
  • El ataque terrestre número 27. Con eso y la protección que le dieron a Winston no se puede hacer mucho.

3 razones para ser optimistas con los Buccaneers en 2018

  • Mucho talento en la plantilla. Jameis Winston es un joven muy capaz, deben seguir desarrollándolo y buscar que tenga un mejor juego terrestre y mayor protección. Mike Evans sigue siendo uno de los mejores receptores de la liga y tienen otros receptores buenos como Adam Humphries y Chris Godwin. Sus dos tight ends O.J. Howard y Cameron Brate tienen muy buen nivel.
  • Tienen el séptimo pick del Draft 2018 y podrían ir por un corredor dominante o un DE.
  • Los Bucs tuvieron 18 jugadores que anotaron en 2017. Es bueno de cara al siguiente año porque demuestran que la ofensiva puede caminar bien y capitalizar si encuentran algo de línea.

3 razones para ser pesimistas con los Buccaneers en 2018

  • Regresa Dirk Koetter y no es que no me parezca un buen coach, pero no ha logrado nada en sus dos años en Tampa. Van como los cangrejos, para atrás. Winston tendría que haber crecido considerablemente para este año pero cometió demasiados errores de todo tipo. No es fácil cuando tienes qué correr por tu vida todos los juegos, pero esperaba más de Koetter y Winston.
  • No hay línea ofensiva y la defensiva no aparece, no hay corredores buenos (sanos) y Brent Grimes será agente libre, además de que DeSean Jackson no funciona. Parece que les tomará más tiempo regresar a playoffs.
  • Jameis Winston no madura. Comete errores vergonzosos y además crea trifulcas y hace panchos fuera del campo. Hay que enseñarle que las W no se comen, se ganan.

Deja un comentario

Your email address will not be published.