Adrian Peterson, desafiando al Padre Tiempo

 

0

Simplemente no se rinde, busca seguir escalando el Everest de los corredores a sus 33 años, ahora con los Washington Redskins. El inicio en su carrera fue maravilloso, pero la cuesta de la tercera década ha sido todo menos fácil para Adrian Peterson. La mayoría de los medios, gerentes, entrenadores, compañeros y aficionados creían que el running back estaba terminado y se trataba de una leyenda que se había diluido hasta rogar por una oportunidad.

El que fuera en algún momento considerado como el mejor corredor de la NFL y con potencial para convertirse en el mejor de todos los tiempos, se vio disminuido de una manera muy triste por tantas lesiones y problemas extracancha. Sin embargo Peterson no está derrotado, y con los Redskins busca darle un segundo y último aire a su carrera. Peterson sabe que es su última oportunidad como jugador titular que participa en cada down que significa algo, y no como una vaca sagrada como fue tratado en Saints y Cardinals en 2017.

El Everest

La posición de quarterback se ha visto cada vez más beneficiada a lo largo de la historia, haciendo el juego más fácil para el pasador y receptores, quienes han visto incrementar sus números de manera ridícula en cada nueva generación, sin embargo las reglas y el juego para los corredores no ha cambiado mucho y por tanto los récords en la posición prevalecen por periodos largos.

Para poner un ejemplo, Jim Brown, quizá el mejor corredor en la historia, fue líder en yardas por tierra desde 1964 hasta 1984, año en que fue superado por Walter Payton. En otro ejemplo, Brown fue hasta 1986 líder en touchdowns por tierra con 106, a 21 años de su retiro nadie lo podía superar.

Estos ejemplos sirven para demostrar como en la posición de corredor es más difícil trascender, pues el castigo físico y el nivel de exigencia que requiere un running back son muy superiores al de otras posiciones.

Luego de permanecer en el top 10 de yardas por tierra desde 1959, Brown por fin fue desplazado por las nuevas generaciones, precisamente por Adrian Peterson, quien lo sacó del la lista al superar las 12 312 yardas de Brown con 12 512 yardas y contando.

A continuación la tabla con las posiciones, nombres y yardas del top ten de más yardas por tierra en la historia de la liga.

1 Emmitt Smith+ 18,355
2 Walter Payton+ 16,726
3 Barry Sanders+ 15,269
4 Frank Gore 14,124
5 Curtis Martin+ 14,101
6 LaDainian Tomlinson+ 13,684
7 Jerome Bettis+ 13,662
8 Eric Dickerson+ 13,259
9 Tony Dorsett+ 12,739
10 Adrian Peterson 12,512

 

Para alcanzar el récord de Emmitt Smith, 5 843 yardas separan a Peterson. Con 33 años de edad luce poco realista que pueda alcanzar dicha cifra, las lesiones han sido una constante en su carrera y le han robado al menos dos años de juego, lamentablemente nada asegura que pueda jugar semana a semana con su historial.

Ahora echemos un vistazo a la tabla de más touchdowns por tierra en la historia:

1 Emmitt Smith+ 164
2 LaDainian Tomlinson+ 145
3 Marcus Allen+ 123
4 Walter Payton+ 110
5 Jim Brown+ 106
6 John Riggins+ 104
7 Adrian Peterson 102
8 Shaun Alexander 100
Marshall Faulk+ 100
10 Barry Sanders+ 99

 

Con su actuación frente a los Packers en la semana 3, Peterson rompió el empate con Marshall Faulk y Shaun Alexander. Ahora apunta a John Riggins, Jim Brown y Walter Payton, en lo que parece una proyección realista para esta temporada. El record de Emmitt Smith luce bastante lejano e irreal, pues tendría que promediar 20.6 anotaciones por campaña durante esta y las próximas dos temporadas.

El tiempo perdido

Adrian Peterson ha sido jugador All Pro en siete ocasiones, 2008, 2009,2012 y 2015 con el primer equipo y 2007, 2010,2013 con el segundo. Es decir que en once campañas como titular solamente en cuatro de ellas no ha sido considerado como uno de los dos mejores corredores de la NFL.

En 2011 iniciaron sus lesiones de ligamentos que lo marginaron de su primera campaña superando las 1 000 yardas debido a que se perdió cuatro juegos. En 2014, debido a acusaciones maltrato infantil fue suspendido prácticamente por toda la campaña. Para 2016 se le detectó una lesión en los meniscos y tuvo que ser operado, por lo que apenas pudo sumar 72 yardas en 3 juegos.

Por último, en 2017, en lo que parecía una relación interesante con los Saints, Peterson fue relegado ante Mark Ingram y el surgimiento del novato Alvin Kamara, por lo que fue cambiado al inicio de la campaña a los Cardinals, donde salvo un par de destellos prácticamente fue relegado por David Johnson y nuevamente terminó la campaña en la lista de lesionados.

Su llegada a los Redskins

Peterson estaba acabado en el papel de cara al 2018. Necesitaba un gran entrenamiento para ser al menos la sombra del último MVP sin jugar la posición de QB que ha tenido la liga. Durante todo el offseason se mantuvo entrenando y esperando pacientemente la desdicha de otros running backs para tomar una nueva oportunidad.

El llamado llegó cuando el novato Derrius Guice y el veterano Robert Kelly fueron puestos en la lista de reserva de lesionados de los Redskins, por lo que Washington necesitaba con urgencia un RB que salvara la campaña para el equipo y ahí estaba Peterson, firmado el 20 de agosto, apenas un par de semanas antes del Kickoff 2018.

En lo que va de la campaña, AP lleva 56 acarreos para 236 yardas y 3 TD por tierra, promediando 4.2 yardas por acarreo y 78.6 yardas por encuentro, además de 100 yardas por la vía aérea en cinco recepciones. Actualmente Peterson se posiciona como el quinto mejor corredor, apenas 38 yardas detrás del líder Matt Breida con 274 y solamente 19 yardas detrás de Todd Gurley, quien tiene etiqueta de favorito a ganar el MVP.

De seguir con dicho promedio de yardas por partido, AP podría alcanzar las 1 258 yardas al final de la campaña, y un total de 13 770 yardas de por vida, con lo que podría colarse al top 6 de todos los tiempos, superando a LaDainian Tomlinson.

Pero el impacto de Peterson no sólo ha sido positivo en lo personal, actualmente Washington es el cuarto mejor equipo en yardas por tierra con 413,  Carolina es líder con 498, y en perspectiva Minnesota apenas tiene 198 yardas, siendo el segundo peor equipo con un Dalvin Cook que ya viene demostrando signos de fragilidad física, razón esgrimida junto a el salario para que el equipo cortara a Peterson.

Los Redskins sorprendieron en la joven campaña al vencer a domicilio a los Arizona Cardinals y en casa a los Green Bay Packers. La clave para vencer a Rodgers y compañía fue precisamente Peterson, quien con 19 acarreos y 120 yardas le dio a los Redskins el control de juego frente a un pistolero como Rodgers.

Adrian Peterson vs Green Bay (2018) Video cortesía de NFL.com

Pocos vieron venir un inicio así para los Redskins, pero parece que la combinación entre el QB Smith y Peterson puede ser eficiente si Jay Gruden la exprime al máximo, recordando un poco aquellos Chiefs con Joe Montana y Marcus Allen. Este par de veteranos puede aprovechar el lento inicio de los Eagles y la mediocridad de Giants y Cowboys para sobrevivir hasta enero.

El retiro

Para Peterson la meta es clara: seguirá jugando tres o cuatro años mas pero lo quiere hacer con buena calidad, y aunque no lo dice abiertamente todos sabemos que quiere los récords sagrados en la posición y sobre todo un anillo de Super Bowl.

En Washigton las cosas parecen pintar muy bien para él, esperemos que siga así y poder seguir disfrutando del último gran running back de esa camada que no conocía los comités ni compartía acarreos; un tractor heredero de las glorias de Jim Brown y Earl Campbell. Ojalá que sus rodillas nos permitan disfrutar de un Adrian Peterson para rato.

1 comentario

    • Rey Cowboy en 28/09/2018 a las 8:55 am
    • Responder

    Cuando empece a seguir la NFL el era el mejor y era mi favorito de los RB que es la posicion que mas me gusta,me alegra mucho leer lo buena que ha sido la temporada hasta ahora para el y como me gustaria verlo romper esos records que tan lejos estan,pero sin dudas sera de los mejores de la historia.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.