5 interrogantes de los Texans para la temporada 2018

 

0

Parece ser que los Texans han terminado su reconstrucción. El año pasado lograron seleccionar a la que quizás sea pieza más importante en el QB DeShaun Watson, pero la cuarta temporada del head coach Bill O´Brien se vio mermada por la gran cantidad de lesiones: 13 titulares terminaron en la Reserva de Lesionados, incluyendo a Watson.

La marca final de 4-12 en 2017 no demuestra el potencial que posee este equipo, sin embargo nos quedan algunas dudas que se deben despejar a lo largo de la temporada 2018 para ver si pueden volver a playoffs.

1.- La salud de Watson

Así como quedó demostrado el año pasado, la salud de Watson será vital para el éxito del equipo. Se espera que el joven QB vuelva de su operación a principios de noviembre.bajo su mando la ofensiva de los Texans se vio espectacular en los primeros partidos de 2017, promediando 34.7 puntos por encuentro e incluso el juego terrestre se vio mermado cuando lo perdieron: pasó de ser el tercero de la NFL al número 31 tras dicho evento.

2.- ¿Quién va a correr el balón?

La posición de RB es quizás una de las más grandes interrogantes en el equipo, Lamar Miller, D’Onta Foreman y Alfred Blue competirán por el puesto titular durante la pretemporada pero ninguno de los tres posee las habilidades necesarias para ser un all around back. Combinando a los tres se puede tener algo interesante, pero este backfield puede convertirse en el talón de Aquiles en la ofensiva.

3.- ¿Qué pasará con Watt?

J.J. Watt sigue siendo la cara de la franquicia a pesar de sólo haber iniciado ocho partidos las últimas dos temporadas. El estelar DE iniciará la temporada si no hay contratiempos en las próximas semanas, pero las dudas sobre si su nivel sigue siendo el mismo que le valió ser Defensivo del Año en tres ocasiones son obvias, en especial si puede mantenerse en el campo y generr impacto en las ofensivas contrarias.

4.- Una secundaria mejorada

El grupo de backs defensivos de los Texans tuvo enormes problemas el año pasado. El gran número de lesiones que afectó su pass rush fue una razón, pero también el talento. El equipo invirtió en la Agencia Libre para mejorar firmando a Aaron Colvin y a Tyrann Mathieu, agregando a al pick más alto de los Texans, el CB Justin Reid. Estos elementos deberían formar una secundaria mucho más peligrosa.

5.- ¿Pueden ganar partidos importantes?

Con Watson en el campo, los Texans pueden ganarle a quien sea, y lo vimos el año pasado cuando con él sólo perdieron tres partidos y todos por menos de un touchdown, incluyendo juegos ante Patriots y Seahawks. Después es obvio que colapsaron, pero si la salud los acompaña, este año les esperan pruebas de fuego en su división ante Jaguars y Titans, sin mencionar el regreso de Andrew Luck con los Colts. La NFC South de pronto se convirtió en una de las divisiones más competitivas y dignas de seguir en 2018.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.