Mundillo NFL – AS.com (2)

Qué ver de la sexta semana de NCAA 2016 (college football)

Echamos un ojo los mejores partidos que se van a celebrar en la quinta jornada, con el Tennessee – Texas A&M como principal duelo.

Venimos de una de las mejores semanas de College Football en los últimos años, con momentos de mucha emoción. En esta sexta semana tendremos un partido el jueves y dos el viernes, pero no me quedaría con ninguno.

El partido estrella es el que enfrentará a Tennessee #9 y Texas A&M #8. Los Vols llegan con la moral por las nubes tras la victoria “in extremis” ante Georgia. Están 5-0 con 3 victorias de mucho valor, ganando este partido podrían meterse en el Top5 y amenazar seriamente a Bama quien les visitaría en la Semana 7. Joshua Dobbs ya suena como candidato serio al Heisman Trophy. TAMU por su parte también llega 5-0, incluyendo 3 victorias de conferencia, con un ataque de carrera tremendo que lidera Trayveon Williams, quien se combina a la perfección con Trevor Knight para sembrar la incertidumbre en la defensa rival. Se prevé un partidazo de College con un ambiente increíble entre dos programas que quieren hacer algo grande este año.

Estos son los demás partidos de interés esta semana:

LSU / Florida #18: Dos partidos clásicos entre Powerhouses que no están en su mejor temporada y se juegan su posición en el ranking además de no salir del Top25.

Indiana / Ohio State #2: Los Hoosiers no están en el top por su derrota contra Wake Forest, pero vienen de ganar a MSU y su buena defensa podría complicar el partido a la apisonadora de Urban Meyer que ha vapuleado a Rutgers 58-0.

Colorado #21/ USC: Los Buffaloes se han metido en el Top25 tras ganar 47-6 a los Beavers. La semana pasada ganaron a Oregon y con su excelente defensa quieren asaltar el coliseum, además de refrendar su liderato en la PAC-12 South.

Florida State #23 / Miami #10: Los Canes no han tenido el calendario más difícil del país, pero siguen invictos mostrando una defensa muy sólida en todas las líneas. FSU viene de perder contra NC en un final agónico en que el Kicker de los Tar Heels transformara un FG muy lejano. Los Noles siguen rankeados a pesar de tener dos derrotas en el casillero. Una más supondría muy posiblemente ya no volver en toda la temporada, que derivaría en la bajada del nivel de reclutamiento de la zona, sobre todo si equipos locales como los propios Hurricanes acaban por delante de ellos. Miami tiene enfrente un buen ataque al que medirse con el que sabremos si “van en serio”.

El partido sin interés global, pero con una historia detrás y un atractivo especial:

UNLV / San Diego State: Duelo clásico en la división Oeste de la Mountain West Conference. Los Aztecas perdieron contra South Alabama su primer partido de la temporada y, tras dos partidos lejos de casa, reciben a los Rebels quienes, a pesar de ir 2-3, tienen ya una victoria de conferencia y han demostrado tener un equipo equilibrado y competitivo contra grandes universidades como UCLA. Dalton Sneed, el QB de UNLV viene de hacer la carrera más larga de la historia de la universidad y una de las jugadas de la semana, ya se le conoce como el “West Lamar Jackson”:

Rocky Long necesita que su defensa vuelva a ser sólida y el juego de carrera con Donnel Pumphrey maneje el reloj para evitar que el ataque de Rebels tenga mayor TOP.

Los Aztecs deberían ganar el partido y no dejar razón a la duda de quién manda en esa Division. Sin embargo, a UNLV le quedarían 6 partidos de conferencia, 5 de ellos ganables. Si Tony Sanchez logra dar la sorpresa en el Qualcomm Stadium, talento para ello tiene, podríamos estar ante un cambio de mando en la MWC.

Predicciones:

Miami: La defensa de los Canes me parece espectacular y el ataque liderado por Brad Kaaya muy sólido, deberían de vencer a los Noles en el derbi de Florida.

UNLV: Los Aztecs van a salir favoritos por unos 18 puntos. Me parece una diferencia exagerada para el partido que es. Los Rebels tienen mucho talento en ataque y suficiente material para poder frenar a Pumphrey, confío en que Tony Sanchez pueda cerrar el partido y dejarlo en una anotación. Seguro esta emocionante.

Michigan: Tienen una defensa Top5 del país que debería dejar a 0 a Rutgers igual que OSU. Se les viene otra paliza muy dura a los Scarlet Knights quienes no tienen material para frenar el ataque de los Wolverines.

Cómo y dónde ver el San Francisco 49ers-Arizona Cardinals de la NFL: horarios y TV Online

El partido del jueves en la NFL vuelve a ser emitido, de manera gratuita, en twitter, amén de poder verse en televisión y en el Game Pass.

A pesar de que el récord de ambos equipos es un paupérrimo 1-3, lo cierto es que hay mucho en juego. Al menos para una de las partes: los Arizona Cardinals. Perder contra sus rivales de división, los desahuciados San Francisco 49ers, sería llevar lo que está siendo una mala temporada a cotas infernales. Juegan sin red. El partido, que se juega el jueves 6 de octubre, comienza a las 20:25, en horario de la costa Este norteamericana, a las 19:25 en México y a las 02:25 en España.

¿Dónde ver en TV el 49ers-Cardinals?

Este partido es uno de los diez que la NFL va a emitir en directo, y de manera gratuita, a través de twitter. Además, con una calidad más que notable. El enlace para ver el partido en twitter es éste. Por supuesto, también se podrá ver por internet si se tiene contratado el Game Pass de la NFL.

En televisión, en Estados Unidos será emitido por la NFL Network. En México por el canal Fox Sports. Y en España lo emitirá Movistar en su canal 55.

Además, la cuenta oficial de twitter de la NFL @nfl publica a lo largo de la jornada, casi en tiempo real, vídeos con las mejores jugadas de cada partido en juego.

Las claves para ver el 49ers-Cardinals

Cuando ataque San Francisco

La option de Chip Kelly es un sistema ágil, rápido y espectacular… lástima que no tenga jugadores para ejecutarlo. Hay que fijarse en si son capaces de establecer el juego de carrera, gran calve del sistema.

La defensa de los Cardinals es explosiva en la secundaria, pero su gran clave en este partido será limitar las jugadas en las que Hyde o Gabbert se queden el balón y traten de correr.

Cuando ataque Arizona

Carson Palmer, el QB de los Cardinals, es duda y no sabremos si juega casi hasta el inicio del partido.

La ausencia de NaVorro Bowman en el medio de la defensa de los 49ers es un drama. La carrera de Arizona puede ser dominante.

 

El ataque de los New York Giants no carbura

Tras cuatro partidos la ofensiva deja muchas dudas y el playbook no parece ser el adecuado. Las lesiones están complicando aún más la situación.

Antes de comenzar la temporada, se esperaba que el nuevo ataque de los New York Giants, con Ben McAdoo como nuevo head coach, fuera uno de los mejores de la liga, pero en este inicio la realidad es que tienen varios problemas que parecen tener difícil solución. En los dos primeros partidos, el equipo consiguió dos triunfos pero en parte por la mejora de la defensa, tras gastarse muchos millones en la agencia libre en jugadores como el CB Janoris Jenkins, el DE Olivier Vernon y el DT Damon Harrison y seleccionar en primera ronda con el pick 10 al CB Eli Apple.

Vencieron a los Dallas Cowboys en el primer partido 20-19 y las estadísticas de la ofensiva fueron algo engañosas, ya que se enfrentaron a una defensa ‘cogida con pinzas’ por las sanciones de varios jugadores importantes. Las estadísticas del QB Eli Manning, siempre en el alambre pese a ganar y ser el MVP de dos SB ante los New England Patriots, fueron bastante buenas pero con matices. Lanzó 3 TD y 1 INT terrible, que a punto estuvo de provocarles un gran problema, 19/28 y 207 yds. En la carrera el RB Rashad Jennings en 18 carreras consiguió 78 yds y el WR Odell Beckham Jr en 4 recepciones (pocas) se fue a las 73 yardas, cifra aceptable pero teniendo en cuenta que la secundaria de los Cowboys tiene tantos problemas nada espectacular.

En el segundo partido derrotaron de nuevo a los New Orleans Saints, en el primer partido como locales en el MetLife Stadium pero con un resultado que fue bastante llamativo, ya que se esperaba una festival anotador de los locales y solo ganaron 16-13, de nuevo apoyados por una defensa que frenó muy bien al ataque dirigido por Drew Brees. Las estadísticas de Eli Manning fueron 32/41 y 368 yardas pero 0 TD, ante la peor defensa de la liga es un dato que dejó bastante mal al QB viendo lo que otros jugadores están haciendo ante esa horrible secundaria.

En el tercer partido y de nuevo en casa, se enfrentaron a los Washington Redskins en un partido que era clave, ya que si lo ganaban se ponían con un balance de 3-0 y dejaban muy tocados a un rival divisional que con un 0-3, sus opciones en la temporada hubiesen sido mínimas. El partido estaba marcado por el duelo entre el WR Odell Beckham Jr y el CB Josh Norman, tras el lamentable espectáculo que proporcionaron en 2015, donde ambos debieron ser expulsados en el primer cuarto y terminaron el partido. Tras dominar en la primera parte, llegó la derrota y pese a que el resultado fue de 27-29 y pareciera que las defensas sucumbieron ante los ataques, en los New York Giants también hubieron muchos problemas. Eli Manning de nuevo tuvo otro mal partido, 25/38 y 350 yds pero el mismo problema que en el partido anterior, sólo 1 TD y 2 INT ante una defensa que había permitido muchísimas facilidades al ataque de Steelers y Cowboys.

Con este mal comienzo del ataque, ayer tenían una prueba de fuego ante la mejor defensa de la competición. Los Minnesota Vikings llegaban al MNF con un balance de 3-0 y dejando en evidencia a los dos últimos MVP’s de la competición, Aaron Rodgers en 2014 y Cam Newton en 2015. Con muchos jugadores de gran nivel, rindiendo muy bien desde el inicio el front-7 se salió ante los Packers, donde A.Rodgers estuvo muy incómodo y comiéndose a Cam Newton y su OL con 8 sacks, dejando claro que este año son un claro contender en la NFC.

Lo lógico era que la defensa de Vikings dominara al ataque de los Giants, pero podía haber una reacción de Eli Manning que diese un paso adelante, permitiéndoles competir de tú a tú el partido o incluso ganarlo. Los Giants tenían las bajas de sus dos RB’s que solían ser los que acumulaban todos los snaps, el titular Rashad Jennings y el suplente Shane Vereen, que se perderá toda la temporada por una lesión de tríceps que necesita cirugía. Si apenas podrían conseguir yardas de carrera y con tres receptores de gran nivel como el mencionado OBJ, el rookie Sterling Shepard que está demostrando ser un prometedor receptor y un Victor Cruz que estaba dejando buenas sensaciones después de su vuelta tras casi dos años en blanco. Pues bien, el ataque de los Giants pese a que enfrente estaba una defensa élite fue horrible. Durante casi todo el partido, Eli Manning no encontró soluciones en las zonas intermedias y cuando decidió lanzar una ‘bomba’ a OBJ en busca del Big Play estaba claro lo que pasaría, una intercepción que fue retornada dejando una excelente posición de campo a los Vikings tras un pase deficiente y una ruta mal hecha. Las estadísticas dejan claro lo que fue el partido, pese a que Eli Manning las maquillo con un big play en una jugada rota, para que Paul Perkins se quedara cerca de anotar el TD. El QB terminó con 25/45, 261 yds y 1 INT, haciendo un típico partido suyo en los últimos años, ya que la franquicia lleva varias temporadas decepcionando mucho en una división tan igualada por norma general. Lo más impactante del partido, fue que OBJ sólo tuvo tres recepciones y 23 yardas (peor partido en la NFL) estando desquiciado en casi todo el partido por no poder desplegar su habitual juego.

En esta semana los Giants visitarán Lambeau Field para medirse a los Packers en el SNF, en el partido con más repercusión de la semana. Si el ataque continúa así, ante una buena defensa (algo infravalorada) los problemas van a aumentar. Green Bay vienen de la semana del bye y seguro que querrán dejar su mejor versión. En caso de otro mal partido de Eli Manning y la ofensiva, con un derrota el balance sería de 2-3 con tres derrotas consecutivas y los Eagles juegan en Detroit, así que un 4-0 es bastante probable y la división se empezaría a poner difícil. Tienen que ser más agresivos en el ataque, ya que sus receptores son explosivos y pueden ganar a secundarias rivales en profundo, además los TE’s son de un nivel bastante menor y la carrera es inexistente. Seria arriesgado viendo como está jugando Eli Manning pero más tarde o más temprano deberían hacerlo, ya que en esta liga si no arriesgas es muy difícil ganar si tienes bastantes errores tácticos y de precisión.

La NFL inicia la cuenta atrás para la franquicia de Londres

El comisionado de la NFL, Roger Goodell, comentó: “estamos trabajando para poner una franquicia en esta ciudad” refiriéndose a Londres.

Uno de los eventos más curiosos e interesantes a la vez al que podemos asistir los periodistas antes del primer partido que se disputa cada año en Londres es el Fan Forum. En otro de los grandes inventos del genial Alistair Kirkwood, director general de la liga en la capital inglesa, cualquier aficionado británico al fútbol americano puede inscribirse en un panel en el cual alrededor de 50 –al menos uno por equipo- son seleccionados. Al registrarse en el concurso, cada aficionado tiene que indicar cuál es su equipo favorito y comprometerse a ir ataviado al evento con la correspondiente camiseta. Los aficionados elegidos debaten temas de actualidad con grandes estrellas ya retiradas y ejecutivos de la NFL.

En esta ocasión, el Fan Forum tuvo como invitados de honor a dos jugadores que antaño brillaron con los equipos que debían enfrentarse al día siguiente en Wembley: Dallas Clark (impresionante lo bien que se expresa), por parte de los Colts, y Toni Boselli, por los Jaguars. La representación de la NFL contó nada más ni nada menos que con el mismísimo Comisonado, Roger Goodell.

Por supuesto el evento fue interesante, lleno de preguntas de actualidad, a las que los presentes respondían sin escurrir el bulto. La más interesante para mí fue realizada directamente a Goodell:

-Comisionado, ¿existe la posibilidad de tener una Super Bowl en Londres?

La respuesta fue aún mejor:

– Por el momento, no estamos explorando esa situación, sino que estamos trabajando para poner una franquicia en esta ciudad.

Mientras yo me quedaba de piedra, el Comisionado explicaba los retos para hacer realidad el sueño. Entre otras cosas, Goodell comentó que el motivo por el cual Indianápolis no tendrá jornada de descanso en la Semana 5 (primera vez que un equipo sigue este procedimiento tras un encuentro en Londres) es para ver cómo reaccionan los jugadores y cómo se aclimatan de nuevo al horario estadounidense, teniendo que prepararse para un partido el siguiente fin de semana. Clark y Boselli apoyaban vehemente la posibilidad de tener un equipo en Inglaterra.

Y es que los resultados son claramente aplastantes. Tener más de 80.000 aficionados en cada partido que se juegan en Londres, incluyendo a más de 40.000 personas que se han abonado, vamos que han comprado paquetes de entradas para los tres partidos, es demoledor.

Pienso que lo más espectacular de la noticia es que el Comisionado lo haya reconocido abiertamente, afrontándolo y explicándolo con claridad. Me parece que después del sábado 1 de octubre podemos tener un antes y un después en la internacionalización de la liga profesional de fútbol americano. Al menos ahora podemos decir que la NFL ha iniciado la cuenta atrás para abrir una franquicia fuera de los Estados Unidos.

Cinco cosas que pienso:

  1. Pienso que la ineptitud de los Chargers para finiquitar partidos es alarmante. San Diego podría tener claramente una marca de 4-0 y en lugar está 1-3, ya a tres encuentros de Denver y dos de Oakland. Hablando de finiquitar partidos y utilizar el reloj de mejor forma, pienso que todos los equipos deberían tener un entrenador asistente que tomara estas decisiones cuando se acerca el fin de los encuentros. Ya lo hizo en su momento Herm Edwards y la idea creo que era muy buena. ¡Cuántos equipos han pasado esta semana cuando tenían que correr y viceversa! Tomemos el ejemplo de Seattle. De acuerdo, el partido en Nueva York estaba decidido, pero por qué lanzar un par de pases al final y dar un poco de vidilla a los Jets deteniendo un reloj que debería haber corrido inmisericordemente.
  2. Pienso que los resultados que está obteniendo la División Este de la NFC son tan positivamente sorprendentes como los de los Vikings. Los Eagles están imbatidos con una marca de 3-0, los Cowboys han ganado sus últimos tres partidos, los Redskins, sus últimos dos y los Giants (2-2), últimos, no tienen una marca negativa. La emoción aquí está garantizada hasta el final.
  3. Pienso que, si algún día se organiza alguna promoción para llevar algún jugador de la NFL a España, el primero en ir tendría que ser Andrew Luck. El quarterback de los Colts es un hombre de equipo, cero ególatra y agradable con todo el que se cruza en su camino. En un mundo en que las estrellas del deporte son bastante complicadas a nivel personal, la actitud de Luck me parece aún más loable.
  4. Pienso que la gente de la NFL en Inglaterra hace un gran trabajo, consiguiendo que el público se ponga del lado del equipo local: promociones anteriores al partido, cheerleaders, banderas en cada asiento… Pero pienso que cuando juegan los Jaguars el tema no es nada artificial, porque la gente de Londres, a pesar de que no son por el momento un equipo triunfador en la liga, ya los ha adoptado como suyos.
  5. Pienso que si Londres acaba teniendo una franquicia de la NFL (o sería mejor decir cuando acabe teniendo), Alistair Kirkwood tendría que pasar a formar parte del Hall of Fame de Canton, Ohio.

Josh Sitton es el ancla de la offensive line de los Bears

Josh Sitton,Whitehair, que está demostrando muy buenas maneras desde el center, y Long forman un interior de OL casi impenetrable.

Hasta la cuarta semana de competición, los Chicago Bears no han subido una victoria a su casillero. El partido llegó con incertidumbre hasta el final, pero terminó cayendo del lado del equipo local, así que, como no podía ser de otra manera, hoy toca hablar de los chicos dirigidos por John Fox.

Lo primero que pensé fue en hablar de Kevin White. El jugador de segundo año (se perdió su primer año por lesión, con lo que podemos decir que sigue siendo novato) no ha empezado con buen pie y los aficionados de la franquicia andan con la mosca detrás de la oreja porque se espera mucho de un primera ronda que traía vitola de estrella. A todos ellos les pido paciencia, el chico es bueno y estoy convencido que será un jugador muy importante. Además, viéndole jugar, parece que aún no está al 100% físicamente, así que hay que darle un poco más de tiempo.

Tras descartar a White, me fijé en otro receptor que está aportando mucho al ataque. Eddie Royal se ha convertido en la válvula de escape, primero, de Cutler y, ahora, de Hoyer. Su velocidad y capacidad de correr con el balón en las manos tras la recepción, le convierten en una amenaza muy peligrosa para sus rivales. Sin embargo, tampoco me decidí a que fuera mi objetivo para este artículo.

Tercera opción y también del ataque: Jordan Howard. ¡WOW! Este chico sabe correr, ¿eh? Tras las lesiones de Langford y de Carey, el rookie, elegido en quinta ronda, aprovechó su oportunidad e hizo un partidazo el pasado domingo. Su visión del juego, su velocidad en espacios cortos y su muy buen footwork, le hicieron terminar con 111 yardas por tierra. Pero tampoco es nuestro hombre. Y, si no es ninguno de estos tres, ¿Quién más puede ser? Tranquilos, Brian Hoyer está descartado desde hace cuatro o cinco años.

Una semana antes de que empezase la liga, los Bears se hicieron con todo un probowler en la línea ofensiva. Un hombre que había sido cortado por su más feroz enemigo. Todavia no se sabe a ciencia cierta porque se desprendieron de Josh Sitton los Green Bay Packers. Unos hablan de dinero y otros de problemas en el vestuario, pero lo único cierto es que Sitton quedó libre y le ha dado una dimensión nueva a esa OL. Como era de esperar en un jugador de su categoría, su actuación está siendo buenísima, junto con la de un Whitehair que está demostrando muy buenas maneras desde el center y formando con Long un interior de la OL casi impenetrable. Los tackles no están tan afortunados (de momento), pero esa línea no tiene nada que ver a la de años anteriores.

Los fundamentos técnicos de Sitton son excepcionales. En el anterior video hemos visto dos de sus mejores armas. Tanto el uso de las manos, como el leverage, suelen ser muy buenos en cada situación de pass-protection. Es raro verle perder el equilibrio porque no se mantenga erguido y con el leverage alto. La separación de los pies es la correcta para “defenderse” del push de los DLs.

En el primer partido del curso, los Bears se enfrentaron a una de las líneas defensivas más temidas, con Sitton recién llegado y con Whitehair estrenándose en la NFL. El resultado de todo esto fueron cinco sacks sobre Jay Cutler. Sin embargo, si los vemos detenidamente, de los cinco sacks, tres vinieron por el exterior, uno fue en la línea de banda tras un scramble del QB y otro sí fue por el interior de la línea, después de un stunt muy bien ejecutado por los Texans. En los siguientes tres partidos, la línea solo ha permitido seis sacks. La mejora es más que evidente.

Para ser justos, Dowell Loggains está haciendo que sus QBs suelten el balón mucho más rápido (sobretodo con Hoyer) de lo que venía siendo habitual. Rutas cruzadas para aprovechar la velocidad de Royal, rutas medias para que White pueda jugar con su gran envergadura y su potencia física y buscando a los RBs en alguna screen. Todo esto le hace la vida más fácil a la línea de los Bears.

Aunque donde más destaca Sitton es en el juego terrestre. Aquí, sus virtudes sobresalen más porque es muy poderoso y porque ejecuta las acciones con muchísima técnica individual, algo que brilla por su ausencia en muchos líneas ofensivos. Su primer paso es fantástico, al igual que la colocación de las manos en el pecho del defensor. Reach blocks, drive blocks… cualquier tipo de bloqueo para la carrera lo juega bien.

Si os ponéis a ver cualquier partido de los Bears, vais a daros cuenta de esto que os estoy contando. Nunca deja de empujar, no permite que el defensor pose las manos sobre su pecho y evita, en todo momento, que se colapse el pocket dejando entrar al línea que le toque bloquear. Otras de las cosas en las que brilla es saliendo al segundo nivel para bloquear a los LBs. A veces es asombroso la facilidad para dominar a cualquier rival.

No hay duda de que Sitton ha sido todo un acierto para los Chicago Bears y les va a venir de maravilla para que un rookie como Whitehair aprenda mucho más rápido, al igual que su left tackle Charles Leno. Ambos están recibiendo un curso acelerado de uno de los dos o tres mejores guards de la liga.

La plaga de lesiones que está azotando a este equipo no nos deja ver todo su potencial. Es cierto que no están dando la imagen que todos (o yo por lo menos) esperaba. Ya tienen la primera victoria de la temporada y eso siempre da un poco de tranquilidad. Ahora visitan a los Colts y acto seguido reciben a los Jaguars, es decir, pueden sacar otras dos victorias a poco que hagan las cosas medianamente bien antes de viajar a Lambeau Field, donde les espera un encuentro durísimo. Estos dos partidos son muy importantes para ellos y estoy convencido que esa línea ofensiva no va a parar de mejorar y de ayudar a su ataque a conseguir puntos. De eso se encarga Josh Sitton.

PD: Los Vikings dan mucho miedo.

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.